Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Las turbulencias en los mercados se extienden al petróleo

La estabilidad que registró en meses anteriores, justo por debajo de la barrera psicológica de los 80 dólares, ha dado paso en las últimas semanas a una sucesión de bandazos

La cotización del petróleo se ha visto alterada en las últimas jornadas por las alertas sobre los problemas que provocarían los huracanes que han alcanzado la zona petrolífera del Golfo de México.

En la sesión del lunes 15, el precio del petróleo tanteó las opciones de rebote por encima de los 80 dólares. Los inversores aparcan las ventas con la creciente presión internacional sobre Arabia Saudí a raíz de la desaparición del periodista saudí Jamal Khashoggi, desaparecido el pasado 2 de octubre después de entrar en el consulado de su país en Estambul.

Las alertas que reflejaron las Bolsas la semana pasada alcanzan de lleno al hidrocarburo. El Brent se ha desinflado hasta un 7 % desde los máximos de 2014 que alcanzó hace menos de dos semanas.

La estabilidad que registró en meses anteriores, justo por debajo de la barrera psicológica de los 80 dólares, ha dado paso en las últimas semanas a una sucesión de bandazos.

El precio del barril de Brent, una vez superada la resistencia de los 80 dólares, aceleró su escalada hasta alcanzar, el pasado 3 de octubre, nuevos máximos desde octubre de 2014. Su cotización cerró en 86,29 dólares, después de rozar en sus máximos intradía el umbral de los 87 dólares.

Seis sesiones después, el barril de Brent registraba mínimos intradía por debajo de los 80 dólares, y el viernes 12 ahondó su corrección hasta los 79,2 dólares.

Las dos mayores caídas se concentraron en las sesiones del miércoles y el jueves de la semana pasada, con descensos del 2,25 % y del 3,41 %, coincidiendo con los dos tropiezos que registró Wall Street, cuando perdió más de un 3 % y un 2 % respectivamente.

Las alertas sobre una mayor desaceleración de la economía global alcanzaron a la renta variable y al mercado del petróleo.

La recogida de beneficios en la cotización del crudo se aceleró con las informaciones sobre la partida adicional de 4 000 000 de barriles que venderá Arabia Saudí a India en noviembre, coincidiendo con la entrada en vigor de las sanciones contra Irán. Esta cuantía minimizaría el impacto del freno en el suministro del régimen de Teherán a grandes consumidores.  (Tomado de Expansión)