Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Todos los caminos llevan a impulsar la economía

Las nuevas medidas aprobadas para potenciar la producción de alimentos, estimulan el concurso de los productores de empresas estatales, sector cooperativo y campesino

Las nuevas medidas aprobadas para potenciar la producción de alimentos se implementan en todas las provincias con el concurso de los productores de empresas estatales, el sector cooperativo y campesino, actores que nacieron y se desarrollaron con la Revolución, así es reconocido por la dirección del país.

Con todos ellos mantienen diálogo permanente las máximas autoridades cubanas para conocer y esclarecer sus inquietudes, a fin de avanzar en los nuevos retos que afrontan los agricultores convocados a subir las entregas en medio de las limitaciones económicas generadas por el recrudecido bloqueo de Estados Unidos contra Cuba y la pandemia de la COVID-19. 

Así, en territorios otrora altamente productores como Ciego de Ávila y Sancti Spíritus se concretan los intercambios con los productores, empresarios y científicos sobre las prácticas ejercidas en esas provincias para obtener alimentos y elevar la eficiencia en los campos y la industria, siempre con el conocimiento científico como guía en cada actividad.

En recorrido reciente por la región central, Salvador Valdés Mesa, vicepresidente de la República de Cuba, conoció de alentadoras experiencias que aportan ganaderos avileños de la Empresa Agropecuaria Ruta Invasora a partir del rescate de numerosas vaquerías creadas a mediados de los años 70, las cuales tenían bajos rendimientos o permanecían improductivas, publica el periodista Rigoberto Triana Martínez, en el sitio www.invasor.cu.

Acompañado por Inés María Chapman Waugh, viceprimera ministra, así como de otros dirigentes Valdés Mesa destacó la importancia de la aplicación de la ciencia y de la diversificación en el propósito de generar mayores producciones que beneficien a la economía nacional.

La alternativa consiste en la entrada en vigor de un grupo de contratos cooperados de producción ganadera, también incluidas entre las medidas aprobadas para potenciar la producción, las cuales en poco más de un año rinden dividendos para la entidad y los integrados a esos convenios.

Omar Pérez Soriano, uno de los usufructuarios acogidos a la citada forma de trabajo, aceptó hace un año el área asignada con mucha maleza en los potreros y bastante trabajo por acometer, pero paso a paso, entre su familia y los ganaderos que lo apoyan, ya disponen de 200 vacas, 85 de estas en ordeño, e iniciaron la siembra de alimentos para las reses, un objetivo clave para incrementar la entrega de leche.

En similar proceso están involucrados otros 12 campesinos acogidos a ese convenio, muy favorable según Ricardo Pérez Echevarría, director de la empresa: “Aquí lo importante no es solo el dinero que percibirá la entidad, sino lo que se evita en muertes y robo del ganado, o sea, se gana en su protección y en la limpieza de los potreros”.

Con las aguas del Zaza

La entrada de agua al canal que debe suministrar ese líquido trasvasado desde Sancti Spíritus hacia el sur de Ciego de Ávila implica retos para los productores estatales y campesinos, quienes recibirán así el beneficio de la ciencia, pero deben asumir cambios difíciles de afrontar.

Ese reto se percibe en la Empresa Agropecuaria Cubasoy, cuyo director general, Yusbany Cárdenas Benítez, aseguró que la labor será difícil por el cambio en la matriz de riego, pero, evidentemente, valdrá la pena.

A su entidad le faltan, además, bancos de transformadores y piezas de repuesto para activar máquinas de riego, tecnologías vitales para desarrollar ese emporio productivo, con significativo potencial que intentan recuperar, aunque todavía no se llega a lo requerido.

La producción cañera también se beneficiará mediante el agua proveniente de embalses espirituanos, aunque según apreciaciones de Valdés Mesa deben incrementarse las atenciones a esos cultivos.

En diálogo con Rolando Madrigal Moreno, presidente de la Cooperativa de Producción Agropecuaria Ramón Domínguez de la Peña, quedó claro que la prioridad radica en fomentar la caña, “pero se necesita diversificar las producciones, consolidar su módulo pecuario y buscar la estabilidad en la fuerza de trabajo”, afirmó el Vicepresidente de Cuba.

La viceprimera ministra, Inés María Chapman Waugh, indagó por las perspectivas que augura el agua del canal y la aplicación de otros avances científicos, a lo que Madrigal respondió que los rendimientos de sus campos promedian 40 toneladas por hectárea, cifra que debe incrementarse a 70 toneladas con la seguridad del líquido.

Con respecto al canal, urge continuar las inversiones para darle valor de uso con la mayor celeridad posible. De hecho, se anunció que en junio comienza la siembra de peces en estanques de la acuicultura enclavados en el sur de ese territorio.

Aprovechar recientes lluvias

Con miles de hectáreas listas, beneficiadas por recientes lluvias, Sancti Spíritus se propone aprovechar la actual campaña de siembra, limitada hasta ahora por una sequía que se extendió más allá de lo que dictan los manuales meteorológicos, publica Juan Antonio Borrego en el sitio www.escambray.cu.

Ante ese propicio panorama, Salvador Valdés Mesa, vicepresidente cubano, en intercambio con las principales autoridades espirituanas, directivos de la rama agrícola, la pesca y el Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos,  exhortó a “que no quede ni un surco sin sembrar”.

El también miembro del Buró Político del Comité Central del Partido reflexionó sobre la trascendencia de aprovechar las potencialidades hidráulicas del país para incrementar las áreas bajo riego que hoy solo representan el 7 % de la superficie cultivable.

Al respecto fue informado de los trabajos realizados en Sancti Spíritus para recuperar la capacidad de embalse de la presa La Felicidad, en el municipio de Jatibonico, limitada en los últimos años a solo 30 millones de metros cúbicos, ahora con posibilidades de completar los 57 millones, lo cual tendrá repercusión directa en áreas agrícolas de la región.

Valdés Mesa se interesó por la situación actual de la presa Zaza, el mayor embalse de Cuba, que llega a la primavera en condiciones muy ventajosas en relación con el año precedente, hoy con más de 500 millones de metros cúbicos, lo que representa una garantía para los programas agropecuarios del centro sur de la Isla, en especial para el desempeño de la Empresa Agroindustrial de Granos Sur del Jíbaro.

Sobre esta entidad, su director general Orlando Linares explicó que, a pesar de la falta de fertilizantes y pesticidas, la empresa alcanza rendimientos favorables en algunas unidades de hasta siete toneladas por hectárea, adelanta su programa de siembra de primavera y cuenta con una industria mejorada para el procesamiento del grano, del cual ahora mismo se encuentran maduras unas 7 000 toneladas.

Al intervenir en el intercambio, desarrollado en áreas de la Universidad de Sancti Spíritus José Martí Pérez, la viceprimera ministra Inés María Chapman Waugh recordó la importancia de emplear racionalmente el agua; sistematizar su reutilización en la agricultura, incluso en época de lluvia, así como aprovechar los progresos de la ciencia, la tecnología y la innovación.

Valdés Mesa y Chapman Waugh, acompañados por autoridades políticas y de gobierno de la provincia, visitaron áreas de la industria pesquera de Sancti Spíritus, que en estos momentos produce más de 50 surtidos diferentes para el consumo nacional y la exportación.