Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Contará Cuba con nuevo Mapa hidrogeológico

El país evalúa y actualiza su potencial hídrico como parte de lo establecido en el capítulo 3 de la Ley de las aguas terrestres en vigor desde el 14 de febrero último, y que responde a la política geológica nacional 

Con la ejecución del nuevo Mapa hidrogeológico de Cuba a escala 1: 100 000 se da cumplimiento a lo establecido en uno de los capítulos de la Ley de las aguas terrestres, que entró en vigor el 14 de febrero último, y responde a los Lineamientos del Partido y la Revolución, y a lo establecido en la política geológica del país, en plena renovación de su modelo económico.

La confección de este plano,   tanto en formato físico como digital, constituye un aporte tecnológico de gran relevancia para los recursos hídricos de la Mayor de las Antillas y permitirá la actualización o precisión del modelo geólogo–hidrogeológico-hidrológico conceptual en cada una de las más de 100 cuencas subterráneas del territorio nacional, para facilitar el estudio y manejo de esas reservas.

Según informó la ingeniera Rosemaire Ricardo Batista, directora técnica del Grupo Empresarial de Investigaciones, Proyectos e Ingenierías (Geipi), perteneciente al Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos (INRH), este proyecto permitirá conocer la dinámica de las aguas dentro de los sistemas acuíferos desde su entrada  (infiltración) hasta su salida (descarga por manantiales, al mar, a cuerpos de aguas terrestres, entre otras). 

El mapa, que facilitará la evaluación de los recursos hídricos por especialistas de disímiles sectores, posibilitará además delinear los límites geológicos horizontales y verticales que definen la geometría de los acuíferos o sus sistemas, emplazados en las cuencas subterráneas o en sectores, tramos o zonas hidrogeológicas.

El proyecto prevé definir la línea de intrusión salina en los acuíferos costeros para la más acertada ejecución de diques de protección marina y las zonas de alimentación natural de las cuencas, entre otros mecanismos, asociados a varias de las medidas comprendidas en la Tarea Vida, plan del Estado para el enfrentamiento del cambio climático.

La Directora explicó que los trabajos cartográficos comenzaron por Holguín y Camagüey en 2017, y se espera completar la información de esas provincias e incorporar paulatinamente a los demás territorios como Ciego de Ávila y La Habana, previstos para 2019, en una estrategia que debe concluir   en 2030.

Junto a esta investigación, se confeccionarán mapas temáticos de gran importancia para el trabajo hidrogeológico en la nación caribeña, entre los que citó los geomorfológicos, los geológicos, los de precipitación media hiperanual, los de profundidad del nivel de las aguas subterráneas, el de caudales específicos, de intrusión salina y el hidroquímico.

Señaló como una de las principales contribuciones del nuevo plano la incorporación de la dimensión ambiental, la cual está presente en todas las fases de trabajo y elaboración final del mapa, de manera que represente un aporte al manejo y la preservación de los recursos hídricos subterráneos disponibles mediante una política de explotación racional y su sostenibilidad en el tiempo.

Se refirió a la organización de cursos de capacitación relacionados con el Sistema de Información Geográfica y Operación de Base de Datos, fundamentalmente,  como parte del trabajo preparatorio para la Evaluación de Recursos y Reservas Hídricas subterráneas, lo cual requiere de personal técnico y, en particular, de especialistas en Hidrología y en Hidrogeología.

Aseguró que durante el año 2018 deberán sentarse las bases para la realización de la Evaluación de los Recursos y Reservas Hídricas Subterráneas del país, lo cual presupone también labores de gabinete de interpretación de imágenes y otros que no requieren grandes inversiones y se pueden obtener con rapidez, además de tener como base de apoyo para las nuevas evaluaciones, las efectuadas desde los años 60 del pasado siglo hasta el presente.