Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Cobra fuerzas campaña tabacalera pinareña

Se intensifica por los campos vueltabajeros con la riega masiva de los semilleros, las siembras y el inicio de la recolección

El aroma propio de la solanácea se esparce y se intensifica por los campos vueltabajeros con la riega masiva de los semilleros, las siembras y el inicio de la recolección, por algunos cosecheros, de las primeras plantaciones tabacaleras de septiembre.

Jornada tras jornada, estas tareas adquieren mayores fuerzas en pos de plantaciones escalonadas y óptimo aprovechamiento de las condiciones climáticas. En la presente campaña, Pinar del Río prevé superar las 18 700 hectáreas a sembrar, de las cuales 784 son de tapado.

En la actualidad acumulan unas 9 020 hectáreas sembradas de los diferentes tipos de tabaco burley, virginia y negros, así como sobresalen las variedades Habano 92, Corojo, 2006 y 2012 y Criollo 2010, consideradas más  resistentes a plagas y enfermedades y de mayores volúmenes de producción y rendimientos.

Virginio Morales Novo, especialista de la dirección agrícola de Tabacuba, explicó que tras los atrasos existentes en el cronograma como consecuencia de las lluvias registradas prosigue la mejora y preparación de los suelos, tanto con técnica como con tracción animal, y la riega de los semilleros en túneles y tierras se extenderán  hasta la primera decena de diciembre.

Las áreas plantadas muestran una favorable situación vegetativa, fitosanitaria y alto por ciento de supervivencia, favorecidas por las atenciones culturales que se practican en el momento oportuno, y los municipios de Mantua, Viñales, La Palma y Pinar del Río exhiben  mejor situación en las siembras.

Las intencionalidad de los vueltabajeros es cerrar diciembre  con algo más de  16 000 hectáreas plantadas por las favorables variantes meteorológicas  imperantes y los altos balances de posturas y asumir en enero las restantes 2 800.

En la actual campaña se consolida  el proyecto virginia en Consolación del Sur, donde se siembran 150 hectáreas, con garantía de riego y curación, y en la medida que se consolide el proceso inversionista se extenderá a otros territorios pinareños en etapas futuras hasta completar las 967 hectáreas, según las estrategias de desarrollo del cultivo  hasta el 2020.

Simultáneamente, marcha el beneficio de la anterior campaña, así como el programa de ampliación de capacidades de cura de la aromática hoja, con 2 562 aposentos concluidos y 980 en construcción, y se reciben  las fibras para techos, cuyos volúmenes deben incrementarse en los venideros días.

Hoy la palabra de orden en Vueltabajo es sembrar, y aprovechar los volúmenes de posturas  disponibles porque, a criterio de los especialistas, Pinar del Río enrumba hacia un buen año de tabaco.

Otros empeños agrícolas

La preparación de tierras, roturación y las siembras son algunas de las tareas en ejecución ante los significativos atrasos que  exhibe el cronograma de la campaña de frío de cultivos varios como consecuencia de las lluvias registradas en la provincia.

Eso debe resarcirse en la primera quincena de diciembre y en esta oportunidad los pinareños prevén plantar 58 873 hectáreas, de estas se destinaran 23 511 a viandas, 17 333 a hortalizas, 17 300 a granos, mientras otras 2 018 serán para frutales.

Ortelio Rodríguez Perugorria, subdelegado agrícola, acotó que con mayor rapidez se  recuperán los frijoles y el maíz ante la existencia de máquinas sembradoras que agilizan las labores y eso facilitará cumplir con las cifras contratadas y contribuir a la sustitución de importaciones.

También se redimen los semilleros de tomate, pimiento y cebolla, y existen las cimientes necesarias para el resto de los cultivos, con excepción de la malanga, que se trae desde Artemisa y Mayabeque.

Suministran clones de plátano las provincias de Artemisa, Mayabeque, Villa Clara y Ciego de Ávila, las cuales respaldan los esfuerzos de la biofábrica vueltabajera que trabaja en la obtención de 1 000 000 de plántulas de malanga y plátano para las campañas del próximo año.

El directivo argumentó que la siembra de col y tomate es halagüeña,  y que en breve se dispondrán de alrededor de 370 toneladas  de esta última hortaliza para abastecer los mercados y tampoco existirá dificultad con la lechuga.

Acerca de las plantaciones arroceras trascendió que hay demoras en la recolección del cereal por el déficit de cosechadoras,  al ser mayor la demanda  de maquinarias, así como se reportan alrededor de 2 000 toneladas pasadas de parámetros que necesitan acciones inmediatas.

Sobre la escasez de ofertas en los mercados estatales agropecuarios, dijo que con las lluvias se perdieron 1 121 hectáreas de diferentes renglones, entre estos tomate, calabaza y pepino.

Por tales razones, priorizan los polos productivos existentes en el territorio, con énfasis, en Cubaquivir, Herradura, Cayo Largo, Hermanos Balcón, Tirado y Playuela al entregárseles sistemas de riego, maquinarias y otros insumos que agilizan las disponibilidades de comestibles.

 Precisó que aunque llegan algunos productos, el suministro se constatará en unos 10 días, pero sin satisfacer la demanda y lograr aún la permanencia de los mismos en la red comercial.

Procesará la industria unas 14 000 toneladas de tomate

La agricultura prevé entregar a la industria unas 14 000 toneladas de tomate en la campaña que se avecina y que exhibe una favorable situación.

Ortelio Rodríguez Perugorría, subdelegado agrícola, argumentó que amén de los aplazamientos, prosigue la siembra de la hortaliza, y muestran favorable desarrollo vegetativo y fitosanitario, libres de plagas y enfermedades.

Por su parte, la fábrica La Conchita crea las condiciones necesarias para la molienda y la elaboración de los derivados tradicionales a partir de esta materia prima, para los mercados en monedas nacional y libremente convertible.