Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Inquietud sobre EEUU debilita a bolsas, acuerdo Grecia impulsa al euro

El índice del Instituto de Gerencia y Abastecimiento (ISM, por su sigla en inglés) tocó en noviembre un mínimo desde julio del 2009, posiblemente afectado por el impacto de la supertormenta Sandy

Las bolsas europeas consolidaron su alza reciente el martes luego de que una sorpresiva caída de la manufactura en Estados Unidos se sumó a las preocupaciones sobre unas estancadas negociaciones fiscales, mientras que el euro rondaba un máximo de seis semanas por el optimismo sobre un plan de Grecia para recobrar deuda.

El índice FTSEurofirst 300 de las principales  luchando por ganar fuerza, el índice del Instituto de Gerencia y Abastecimiento (ISM, por su sigla en inglés) tocó en noviembre un mínimo desde julio del 2009, posiblemente afectado por el impacto de la supertormenta Sandy.

El director adjunto de Berkeley Futures Richard Griffiths dijo que las preocupaciones sobre la situación presupuestaria de Estados Unidos estaban llevando a muchos comerciantes a inclinarse por la cautela y recoger ganancias después de los avances recientes.

"Hay muchas dudas al respecto por el momento, por lo tanto, los mercados de valores están debilitándose. El ánimo se ha tornado un poco negativo recientemente", dijo Griffiths.

El euro extendió su reciente recuperación, alcanzando un nuevo máximo en seis semanas de 1,3077 dólares con los mercados tranquilizados por la noticia de que Grecia tenía la intención de recomprar bonos para reducir su deuda.

El ascenso de la moneda única europea ayudó a llevar al índice dólar, que sigue el desempeño del billete verde frente a seis divisas importantes, a un mínimo de un mes frente a una cesta de monedas, de 79,761.

En los mercados asiáticos, el índice MSCI de acciones asiáticas fuera de Japón cedió desde un máximo en nueve meses para caer un 0,2 %, con el índice Nikkei de Japón perdiendo un 0,3 %.  

Los índices bursátiles europeos cerraron el martes por debajo de máximos de varios meses luego de que un repunte temprano no logró quebrar niveles técnicos de resistencia, en medio de preocupaciones sobre el destino de la economía de Estados Unidos en 2013.

El índice paneuropeo FTSEurofirst 300 cerró provisionalmente con una caída del 0,08 %, a 1 120,25 puntos.

El referencial no pudo mantenerse por encima de un máximo intradía de 17 meses a
1 125,79, luego de que Wall Street abriera en baja por temores a que los políticos estadounidenses tuvieran problemas para alcanzar un compromiso sobre el presupuesto, lo que podría llevar a una recesión de la economía.

El EuroSTOXX 50 de las principales acciones de la zona euro terminó con un alza del 0,2 %, en 2 587,49 puntos, muy cerca de los picos alcanzados en marzo y septiembre.

Entre tanto, en Londres, el índice de referencia FTSE-100 cerró casi estable (-0,04 %) para situarse en 5 869,044 puntos.

Mientras el CAC-40 de la bolsa de París avanzó 0,39 % a 3 580,48 unidades, en Fráncfort el DAX se mantuvo sin cambios (0 %) para terminar en 7 435,12 puntos; y en Madrid, el Ibex 35 ganó 0,17% a 7.902,40 puntos.

Por su parte la mayoría de las grandes bolsas de Asia bajaron pero las de Shanghái, Hong Kong y Kuala Lumpur registraron subidas.

La Bolsa de Tokio terminó a la baja por la recogida de ganancias tras la subida del lunes, cuando el referencial Nikkei superó, por primera vez desde finales de abril, la barrera de los 9 500 puntos.

El índice selectivo del parqué tokiota cerró con un descenso de un 0,27 %, o 25,72 puntos, y quedó en 9 432,46 unidades, aunque el segundo indicador, el Topix, que agrupa a los valores de la primera sección, terminó con una subida de 0,24 puntos, un 0,03 %, hasta los 781,97 puntos.

También en Seúl la bolsa retrocedió, arrastrada por los débiles datos manufactureros en Estados Unidos, que se unieron, según los analistas, a la preocupación por la situación presupuestaria de la primera economía mundial.

 El índice referencial Kospi perdió 4,84 puntos, un 0,25 %, y quedó en 1 935,18 unidades en una sesión en la que se movieron acciones por unos 2 600 millones de dólares, aunque el índice de valores tecnológicos Kosdaq logró subir 3,74 puntos, un 0,75 %, hasta 502,71 enteros.

Wall Street se decantaba por los números rojos y hacia la media sesión el Dow Jones de Industriales, su principal indicador, bajaba el 0,14 % en una jornada en la que pesaban nuevamente las preocupaciones que genera el precipicio fiscal en Estados Unidos.

Este índice, que agrupa a 30 de las mayores empresas cotizadas de este país, restaba a esta hora 18,74 puntos para colocarse en las 12 946,86 unidades, en tanto que el selectivo S&P 500 cedía el 0,35 % (-4,9 puntos) hasta 1 404,56 y el índice compuesto del mercado Nasdaq el 0,56 % (-16,84 puntos) hasta 2 985,36.

Como lleva ocurriendo durante prácticamente todas las jornadas bursátiles de las últimas semanas, los inversores neoyorquinos seguían pendientes de cada nueva declaración o noticia relativa a las negociaciones en el Congreso de EE.UU. para tratar de evitar el precipicio fiscal.

Así es como se han denominado a las subidas de impuestos para todos los estadounidenses y recortes del gasto público por al menos 500 000 millones de dólares en 2013 que entrarán en vigor de forma automática si republicanos y demócratas no llegan a un acuerdo para reducir el déficit a largo plazo.

El último titular sobre este tema llegó la tarde del lunes con el rechazo frontal por parte de la Casa Blanca del plan republicano, que incluía un aumento de ingresos por 800 000 millones de dólares y un recorte de 600 000 millones en programas de salud.

Algo menos dos tercios de los componentes del Dow Jones se colocaban a esta hora en terreno negativo, liderados por el banco JPMorgan Chase (-1,1 %), la cadena Home Depot (-0,8 %), el fabricante de maquinaria pesada Caterpillar y la cadena de comida rápida McDonald's (-0,72 % en ambos casos).

 El lado contrario de la tabla lo encabezaba la tecnológica Hewlett-Packard (2,99 %), seguida por la cadena minorista Walmart (1,65 %) y la también tecnológica Intel
(1,25 %).

 Fuera de ese índice el grupo farmacéutico Baxter cedía el 1,08 % un día en que anunció la compra de su competidor sueco Gambro por 4.000 millones de dólares con el fin de ampliar su cartera de dispositivos médicos y productos de diálisis.

En otros mercados, el petróleo de Texas bajaba a 88,4 dólares por barril, el oro descendía a 1.694,3 dólares la onza, el dólar perdía terreno frente al euro, que se cambiaba por 1,3094 dólares, y la rentabilidad de la deuda pública estadounidense a 10 años bajaba al 1,6 %.  (Fuentes: REUTER, EFE y AFP)