Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Enlace promisorio con acento caribeño

Verdaderamente atractiva podrá resultar la presentación de la República de Trinidad y Tobago en la próxima Feria Internacional de La Habana, en la cual se mostrarán novedosos productos para la exportación

Verdaderamente atractiva podrá resultar la presentación de la República de Trinidad y Tobago en la próxima Feria Internacional de La Habana, en la cual se mostrarán novedosos productos para la exportación, de esa nación de islas gemelas.

Su delegación estará integrada por fabricantes de las bebidas Shandy, -infusión ligera de cerveza y sabores tropicales-, y entidades del sector de la construcción especializados en puertas, ventanas, techos y aditivos para hormigón. Igualmente, asistirán fabricantes de plásticos y de cables eléctricos, mientras los servicios financieros serán representados por Republic Bank.

Dicho anuncio lo realizaron representantes de TIDCO, Oficina de Facilitación de Comercio, durante una presentación de productos al sector cubano del turismo, efectuada en el Hotel Nacional de Cuba. En esa ocasión Jennifer Jones-Kernahan, embajadora de dicho país en La Habana, confirmó la consolidación de los vínculos comerciales entre las dos naciones.

Destacó la fortaleza de la colaboración actual, aunque reconoció que aún queda mucho por hacer. Al respecto subrayó: "Hay muchas posibilidades y campos por explorar (...), temas que se van a seguir desarrollando en el ámbito del mecanismo de Cuba-CARICOM, durante la conferencia que vamos a celebrar los días siete y ocho de diciembre venidero".

Como uno de los problemas que frenan el incremento del intercambio comercial, señaló al transporte, escaso entre las naciones del área. Según la Embajadora ese aspecto ocupará lugar primordial en la agenda de la venidera reunión, y aseguró que aspiran a solucionar dicha limitante.

Esas islas, ubicadas en la zona suroriental caribeña cuenta con una población de 1,3 millones de habitantes y una superficie territorial de solo 5 128 kilómetros cuadrados, han logrado sostener una de las economías más importantes de la región integrada a CARICOM. Al respecto Jones-Kernahan, destacó la experiencia adquirida en la industria energética, respaldada por más de un siglo de trabajo en el campo del petróleo, del cual realizan grandes exportaciones, así como de gas y productos derivados.

Según material audiovisual mostrado a representantes de las entidades cubanas del turismo, el desarrollo trinitario, tanto su progreso actual como el futuro, se concibe bajo las premisas de la factibilidad de las inversiones, la diversificación, las exportaciones y el crecimiento económico.

Explica que el Ministerio de Comercio e Industria identificó al sector de alimentos y bebidas locales como un área apropiada para impulsar el incremento de la economía y puso a disposición de los pequeños negocios iniciativas y programas de asistencia para el incremento de esa esfera. En el video mencionado se expone un ejemplo, que bien puede servir a la economía cubana y también a la de cualquier nación empeñada en dar un salto positivo a partir de sus propios recursos.

Recuerda el audiovisual que la manufactura de bebidas y alimentos locales surgió a partir de la contracción económica del país, en la década de los años 80. En aquel momento -dice el texto- "la política de sustitución de importaciones forzó a Trinidad y Tobago a ser más autosuficiente al producir alimentos que eran importados anteriormente". Narra cómo las familias comenzaron en pequeñas empresas a crear mercancías que se convirtieron luego en marcas registradas.

Además, desde ese campo de rápida evolución también progresaron pequeñas empresas especializadas en productos gourmet utilizando sabores caribeños únicos para el consumo regional e internacional. Las estadísticas mostradas refieren la existencia de 400 negocios de bebidas y alimentos y señalan que en la actualidad son mayores las oportunidades de dicha industria, la cual incrementó 8,1 % su contribución al Producto Interno Bruto. También exporta anualmente mercancías por valor de más de 900 millones de dólares trinitarios y cuenta con unos 9 000 empleados.

Tras recordar que Trinidad y Tobago es líder en la exportación de amoniaco y séptimo en el mundo en las ventas de gas natural licuado, Marissa Nicholas, gerente representante de TIDCO, subrayó que en medio de la crisis económica global "continuamos asumiendo nuestras responsabilidades y obligaciones en el ámbito regional e internacional.

"A pesar de ser un territorio pequeño, somos un gran país", dijo. También señaló: "contamos con importantes sectores energéticos, financieros y manufactureros en el Caribe del sur". Asimismo, se refirió a los precios competitivos para el mercado de las exportaciones, y puntualizó que "queremos brindar todas esas oportunidades a los importadores cubanos".

Diversidad

Para maximizar la rentabilidad y la búsqueda de diversificación, el Gobierno de Trinidad y Tobago resalta las inversiones, tanto en el capital físico como humano para apoyar el desarrollo de la economía basada en el conocimiento, precisó la gerente representante de TIDCO.

Entre los sectores prioritarios reiteró el de alimentos y bebidas, la navegación, la música, la impresión y el embalaje. Acerca de este último, la muestra presentada a entidades del turismo en Cuba, recalcó el aporte a su avance a partir del propio intercambio con la industria de alimentos y bebidas, y también con la de turismo, la agricultura y educación, entre otras, y del planteamiento de sustitución de importaciones pronunciado hace más de dos décadas.

Ahora se reconoce ese renglón como líder en CARICOM y en la cuenca caribeña, por la competitividad de sus impresos y la fabricación y uso de embalajes. Los datos mostrados reportan la existencia de más de 260 firmas del ramo. Según la funcionaria, en ese campo hay acuerdos para suministrar etiquetas a algunos fabricantes cubanos.

En su opinión también podrían ser de interés del turismo en Cuba las producciones de papel, al igual que los muebles plásticos muy duraderos según Nicholas, además de las confecciones textiles, en las cuales hay tradición en Trinidad y Tobago, sobre todo en la confección de uniformes.

También recomendó los numerosos proyectos en la industria de la construcción, que estimulan el desarrollo de viviendas y parques industriales; así como las pinturas elaboradas por varias empresas desarrolladoras de productos especializados en interiores, exteriores, barcos y lugares cercanos al mar. Se mostró, además, en la exhibición variedades de cosméticos para todo tipo de piel, y diversos artículos plásticos.

A los representantes del turismo cubano la directiva les dijo: "Los fabricantes de Trinidad y Tobago pueden suministrarles productos hechos para nuestro clima, en corto período, con calidad y profesionalidad".

Sobre las relaciones comerciales destacó el acuerdo de cooperación económica con CARICOM que ha eliminado los aranceles en una gama amplia de rubros. Acerca del tema aseveró que "Cuba puede importar varios productos trinitarios libres de aranceles. La oportunidad que este acuerdo nos brinda es para utilizarlo en beneficio mutuo, intereses compartidos y ganancias para todos", puntualizó.

Facilidades financieras

Republic Bank, entidad 100 % trinitario, con una oficina en el Centro de Negocios de Miramar, brinda servicios financieros, los cuales fueron expuestos a los representantes de la esfera turística cubana, por David Castellanos gerente de esa representación.

Explicó que se trata del principal banco de Trinidad y Tobago, con más de 170 años de experiencia y trabaja en la Mayor de las Antillas desde 2002, bajo licencia del Banco Central. Subrayó el interés por seguir apostando por el financiamiento de las importaciones cubanas desde cualquier país, aunque particularmente se interesa por las procedentes de la nación del sur caribeño. Subrayó que dicha institución bancaria podría desempeñar un importante papel en el cobro de las exportaciones de Cuba hacia esa nación y sin que este país incurra en pérdidas cambiarias.

Según Castellanos, el principal servicio prestado es el descuento de letras de cambios libradas por proveedores. Sobre el tema informó: "también descontamos pagarés, cartas de créditos -avisadas por nosotros o no- emitidas por bancos cubanos y pueden ser pagaderos de hasta 360 días, como regla general". Igualmente, habló de otorgamientos de anticipos sobre facturas, y de préstamos directos a empresas.

Aseguró que por solicitud de las entidades cubanas dicho banco puede abrir cartas de crédito, y como respaldo confirmó la existencia de líneas de créditos abiertas con bancos de primer nivel a escala internacional.

Del turismo cubano

La labor conjunta de TIDCO y el Ministerio de Turismo (MINTUR) de Cuba para propiciar ese encuentro "con el objetivo de abordar mayores posibilidades de cooperación beneficiosa para las dos naciones", fue destacada, por Rosa Adela Mejías, directora de Relaciones Internacionales de la entidad cubana.

Subrayó cómo las autoridades del sector agradecen, facilitan y estimulan esa iniciativa, que expresa las voluntades de ambos países de aumentar las relaciones. Ilustró su disertación con un panorama acerca del desarrollo de la llamada industria del ocio en Cuba y su avance sostenido.

Recordó que en 1990 el país solo contaba con 12 900 habitaciones hoteleras y recibió 340 000 visitantes extranjeros. Sin embargo, al concluir 2010 ascendían a 52 000 las capacidades de hospedaje. Ratificó el objetivo del sector de sumar este año 2 757 000 visitantes, lo cual significaría un promedio anual de 11,3 % de crecimiento en dicho indicador.

En torno a ese tema resaltó: "Esa evolución la hemos logrado desafiando grandes retos, como la crisis financiera internacional, los fenómenos meteorológicos y los huracanes, y el cruel bloqueo económico de Estados Unidos contra Cuba.

"A pesar de ello -dijo- las prioridades del turismo cubano prevén continuar elevando la calidad, construyendo nuevos hoteles y potenciando el desarrollo inmobiliario, entre otras vertientes, y todo eso lleva infraestructura y mercancías."

En su opinión, para lograr esos objetivos es beneficiosa la ampliación de las relaciones con el Caribe y en dicha área con Trinidad y Tobago, lo cual sería importante dada la cercanía y por tratarse de una nación amiga con grandes perspectivas.

Reconoció las posibilidades del encuentro para mejorar el conocimiento de las potencialidades y de las áreas de cooperación y afirmó: "la industria turística cubana está lista para crear un futuro favorable para nuestro común desarrollo".

TIDCO en ferias

Cuatro ediciones de la Feria Internacional de La Habana han tenido la presencia de la Oficina de Facilitación de Comercio de Trinidad y Tobago, TIDCO,  establecida en Cuba desde 2007, con el propósito de promover las inversiones entre los dos países.

Sobre el desempeño en esta Isla, Marissa Nicholas, gerente representante, explicó que tiene el objetivo central de promover el comercio en ambos sentidos y dar a conocer en el mercado cubano los productos y servicios, así como los fabricantes y los encargados de las diversas prestaciones.

Antes de cerrar el encuentro con empresas del sector turístico, dio a conocer la convocatoria para la Convención de Comercio e Inversiones, que constituye la feria internacional de corte comercial más importante que esa nación realiza anualmente. Acerca de esa cita, que se efectuará del 16 al 19 de mayo venidero dijo: "Es una excelente oportunidad para contactar y conocer gran número de productos de alta calidad y a precios competitivos de todos los sectores trinitarios, del Caribe y del resto del mundo".