Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Cuba muy próxima a reabrir el turismo

Desde hoy está abierto para los nacionales y el primero de julio para los vacacionistas extranjeros. Se excluyen las provincias de La Habana y Matanzas

El ministro de Turismo de Cuba, Juan Carlos García, informó que la industria recreativa en esta isla abre a partir de mañana para vacacionistas nacionales, y desde el 1 de julio para los extranjeros.

En su comparecencia ante el programa televisivo Mesa Redonda, García precisó las tres etapas de la reapertura paulatina del turismo, aunque precisó que desde este jueves, los agentes de viajes y turoperadores ya pueden vender viajes de extranjeros para el 1 de julio.

De estas aperturas -que serán para nacionales, fundamentalmente para el campismo, a partir de mañana-, se exceptúan La Habana y Matanzas, las dos provincias occidentales que todavía presentan casos activos de la Covid-19, y bajo un control estricto de las autoridades sanitarias.

Dijo que en el caso de los extranjeros podrán visitar este archipiélago sólo en los cayos como Largo, Coco, Guillermo, Cruz, y Santa María (centro-norte), sin poder moverse por el resto del país, pero tendrán excursiones, alquiler de autos y otros servicios en esos lugares.

Por demás, el Ministerio de Turismo (Mintur) venderá viajes para recuperarse de la misma pandemia y aprovechar la experiencia médica cubana (precisamente para esos aislados cayos).

Explicó que en las tres fases se aplicarán protocolos de protección que responden a las indicaciones de la Organización Mundial de la Salud, la Organización Mundial del Turismo y el Ministerio de Salud Pública de Cuba (Minsap).

Entre esos protocolos se encuentra el control de la temperatura, las limpiezas constantes de los lugares, superficies, alojamientos y restaurantes entre otros sitios (todos estos protocolos están previstos desde los aeropuertos).

También señaló que cada instalación hotelera tendrá a su disposición equipos de médicos y epidemiólogos que controlarán la situación, y en caso de presentarse algún problema, tanto en turistas como trabajadores, están previstas pruebas, traslados y hospitalizaciones oportunas.

En el caso de la segunda fase que admitirá a los turistas extranjeros, estos accesos en su totalidad serán pesquisados mediante la prueba en tiempo real PCR para identificar posibles contagios de la Covid-19.

Los hoteles que abrirán en los cayos dependerán de los intereses de los clientes manifestados mediante las reservas de los turoperadores y agentes de viajes.

En una Tercera fase de reapertura, el sistema será como antes de la pandemia, pero en dependencia de la situación y los controles médicos, con movimientos libres por el país y para disfrutar de los servicios de los que está dado en llamar la Nueva Normalidad.

Estas fases funcionan para un organizado y paulatino descongelamiento de las medidas, luego que el país decretara el distanciamiento social a partir de inicios de marzo pasado.

El eficiente control sanitario del país facilitó esta medida, afirmó García en el programa televisivo Mesa Redonda. Cuba reporta al día de hoy dos mil 280 casos de la enfermedad, con 84 fallecidos, pero paulatinamente decreció el número de infectados con la Covid-19.

Los hoteles e instalaciones en reapertura tendrán que exhibir una certificación nombrada Turismo más higiénico y seguro (T+ HS) entregada por equipos de control congeniados entre el Mintur y el Minsap.

Esta certificación es válida tanto para campismos, en el caso del turismo nacional, como en los turistas extranjeros cuando lleguen los primeros grupos.

Los protocolos para la primera fase incluye la certificación mencionada, vigilancia clínica-epidemiológica, control de temperatura de clientes y trabajadores, y recortes en cuanto al empleo del espacio.

Entre 30 y 50 por ciento de reducción de los espacios en piscinas, ascensores, restaurantes y otros espacios, distancia de 1,5 metros entre tumbonas en las playas, el empleo de nasobucos o mascarillas y la responsabilidad de los empleados garantizarán la salud de los turistas.