Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Nuevas normas jurídicas para Cooperativas No Agropecuarias

El proceso se encuentra en la etapa de consolidación de la gestión de las estructuras ya existentes  luego de una evaluación de su marcha e identificación de aspectos positivos, indisciplinas y violaciones de lo establecido

Nuevas normas jurídicas que buscan el avance escalonado y coherente de las Cooperativas No Agropecuarias dieron a conocer recientemente en la Gaceta Oficial de la República.

Según Yovana Vega Mato, miembro de la Comisión permanente para la implementación y desarrollo de los Lineamientos, el proceso se encuentra en la etapa de consolidación de la gestión de las estructuras ya existentes -en total 398- luego de una evaluación de su marcha e identificación de aspectos positivos, indisciplinas y violaciones de lo establecido.

Señaló que en la actual fase -penúltima y seguida por la evaluación final para la generalización- no se crearán nuevas cooperativas, y se concentrarán en propiciar un mayor impacto de las actividades que se desarrollan a escala territorial así como en fortalecer los mecanismos de seguimiento y control.

Entre las novedades, que entrarán en vigor en noviembre próximo, se incluye como nuevo principio la educación y formación de los socios, y se establece la obligatoriedad de crear un fondo proveniente de las utilidades para su financiamiento, explicó.

Precisó que los socios tienen como principal contribución su trabajo personal, y se fomenta la relación de la cooperativa con el territorio donde está ubicada, lo cual no impide la comercialización de sus productos o servicios a entidades radicadas en otras zonas, sino la existencia de sucursales, delegaciones o representantes en diferentes áreas, dijo Vega Mato. Atendiendo a eso, comentó, tendrán alcance nacional las actividades de reparación y mantenimiento de máquinas para confecciones textiles, equipos tecnológicos, de pesaje, de climatización y refrigeración, boleras y carpintería de aluminio.

En el caso de la construcción, mantiene el alcance territorial actual y se faculta al titular del sector para autorizar excepcionalmente operaciones fuera del territorio. Vega Mato destacó que aparece la figura de socio a prueba, la cual posibilita evaluar las capacidades y cualidades del trabajador por un período de hasta nueve meses. (ACN)