Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Harina de arroz para sustituir importaciones

Trabajan en ese y otros importantes proyectos especialistas del Instituto de Investigaciones de Granos

La obtención de harina de arroz para la elaboración de pasteles, pan y otros alimentos impulsan especialistas del Instituto de Investigaciones de Granos (IIGranos), que ya tienen la anuencia de maestros culinarios y directivos del sector alimentario, aunque estos últimos miran con cautela tal propuesta que promete beneficios para la economía nacional.

La licenciada en alimentos Raquel Pérez Arguelles, especialista del Instituto de Investigaciones de Granos, explicó que buscan el desarrollo de productos como la harina de arroz para mezclar entre 30 % y 50 % en la elaboración de pastelería y otros alimentos, supliendo en igual proporción la harina de trigo.

Afirmó que esta novedosa composición propiciará a las personas una sustento más saludable, reduciendo los contenidos en grasa y azúcaren los alimentos donde se emplea. “Se trata, subrayó, de un producto que favorece una nutrición adecuada porque es más beneficiosa.

“Ahora se obtiene, añadió, como derivado de la investigación a nivel de nuestro Instituto, aunque pretendemos que se pueda fabricar a mayor escala por la industria cubana”.

La especialista considera que no hacen falta inversiones para lograr este producto; “la tecnología no varía, quizás habrá que cambiar la técnica, y en los mismos molinos de harina se puede procesar el arroz partido, subproducto que se origina y descarta del cereal durante el proceso industrial, que casi siempre se consigna como alimento animal.

“Al convertirlo en harina podemos darle un mejor uso, de gran beneficio a la economía nacional, ayudando a disminuir importaciones y añadiendo un componente y extensores más adecuados que la harina de trigo, a la obtención de otros alimentos humanos”, argumentó.

Aceptación popular

Para la licenciada Raquel Pérez Arguelles “la harina de arroz ahorrará al país grandes gastos en divisas originados por la importación de harina de trigo, actualmente muy cara en el mercado internacional”, concluyó.

Durante una reciente degustación de alimentos hechos con mezcla de harinas de trigo y de arroz, incluido queso fundido con harina de arroz  (se sustituyó 20 % de sus extensores), la mayoría de las personas participantes expresaron su agrado sobre los elaborados propuestos.

Por tal razón, especialistas consideran que si la industria arrocera cubana destinara además el referido subproducto para fabricar harina de ese cereal, ya tiene el beneplácito de quienes han probados los alimentos hechos a partir de esa mezcla.

Constante investigación

El Instituto de Investigaciones de Granos ubicado en la Autopista del Mediodía, municipio de Bauta, provincia de Artemisa, es responsable de la conservación, ampliación y caracterización de los recursos filogenéticos de las variedades de los diferentes granos que investiga.

Sus especialistas realizan investigaciones para proveer la base científico técnica a los sistemas productivos de granos sobre variedades de arroz, frijoles, soya, sorgo, maíz, ajonjolí, vignas, maní y garbanzo teniendo en cuenta las necesidades de los productores individuales y colectivos del país.

Esta institución del Ministerio de la Agricultura es responsable de la conservación, ampliación y caracterización de los recursos fitogenéticos de las variedades de los diferentes granos que investiga.

Tiene como misión el desarrollo integral de los granos para contribuir a la satisfacción de la alimentación humana y animal.

También como parte de su actividad cotidiana desarrolla proyectos de investigación científica, de innovación tecnológica y ofrece servicios científico-técnicos relacionados con el mejoramiento genético, la fitotecnia, nutrición, control de plagas y enfermedades, semillas originales y la cosecha de los granos.

Entre otros proyectos realizar estudios relacionados con la optimización de los procesos de beneficio, molinado y conservación de los granos cosechados, así como con el estudio de tecnologías de poscosecha de las nuevas variedades en explotación.

Igual brinda servicios de asesoría nacional e internacional en materia de propagación vegetal, de transferencia de técnicas y tecnologías para la producción agrícola e industrial de los granos, que incluye la extensión agraria, la capacitación integral y la realización de estudios de factibilidad y de diagnóstico especializado para la introducción de nuevas tecnologías y variedades de granos.