Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Varadero incrementa sus atractivos turísticos

Desde abril último funciona el Ocio Club, con máquinas para juegos, libres de contenidos violentos; contará, además,  con una pista de baile para los infantes, equipada con tecnología de imágenes en tercera dimensión

Conducir a toda velocidad en un mundo virtual, probar suerte en el hockey de mesa o experimentar la adrenalina de una montaña rusa artificial, resulta posible en el Ocio Club, ubicado en el polo turístico de Varadero, donde atracciones tecnológicas convidan al disfrute de toda la familia.

Las máquinas que parecieran diseñadas solo para entretener a los más pequeños, cautivan  igualmente a los adultos, algunos de los cuales se atreven a explorar, por vez primera, un mundo de pantallas táctiles, escenarios de fantasía y luces de colores que imitan lo real.

Con atracciones que van desde los simuladores de carreras de autos, motos, o partidos de golf, hasta el ya clásico videojuego Pac-man, una veintena de máquinas logran crear el efecto de otros mundos que disfrutan cada día más de medio centenar de niños, en compañía de sus familiares.

En la ciudad balneario, ubicada a unos 120 kilómetros al este de La Habana, donde el mar color azul turquesa y la arena blanca devienen principales atractivos, se agradece también la alternativa del Ocio Club, con juegos libres de contenidos violentos.

Este es un espacio seguro para el divertimento, equipado con tecnología de última generación desarrollada en países de Asia y Europa, que permanece abierto las 24 horas de día durante la temporada de verano, y atrae sobre todo a clientes nacionales, explica Jorge Cruz Camacho, jefe de turno de la instalación. 

Localizado sobre el Centro Comercial Hicacos, el Ocio Club constituye el segundo de su tipo en Cuba, desde su inauguración el 22 de abril de este año, para bien de los más de 14 600 clientes que ya lo visitaron, de acuerdo con la propia fuente.

A pocos meses de creada la moderna institución recreativa, ya su personal busca nuevos modos de reinventarla, para lo cual se instalarán nuevas consolas de PlayStation, así como también un espacio para disfrutar de audiovisuales con todos los sentidos en seis dimensiones (6D).

De seguro la nueva pista de baile para los infantes, equipada con tecnología de imágenes en tercera dimensión (3D), se convertirá en otra de las principales atracciones del Ocio Club, un lugar donde todos pueden sentirse un poco niños otra vez.

El Delfinario, también preferido

Con asistencia diaria promedio de unas 1 200 personas, el delfinario de Varadero también  se reafirma entre las preferencias del público en la temporada estival como oferta recreativa e instructiva, aseguran especialistas.

Boris García Dulzaides, quien se desempeña como veterinario de la instalación turística, explicó que el principal atractivo lo constituyen los espectáculos con los delfines, los cuales se realizan en dos horarios cada día.

Los visitantes también disfrutan las sesiones de baño con los mamíferos, posibilidad de contactar directamente con los animales, incluso con los más pequeños nacidos hace poco más de un año, los que ya, aunque sin incorporarse a los espectáculos, juegan con los adultos y consumen hasta tres kilogramos de pescado diariamente.

García Dulzaides comentó que en este verano aumentaron los turistas procedentes de países de Latinoamérica como Perú, Venezuela, Ecuador, Chile, Argentina, Costa Rica, México y Brasil, y por supuesto los cubanos que acuden con la familia y encuentran en la instalación verdadero esparcimiento. (AIN)