Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Economías asiáticas afectadas por crisis de la Eurozona

La caída de las exportaciones al mercado europeo se combinó con un menor ritmo de crecimiento en la economía estadounidense para llevar a un ajuste en las perspectivas de la región

Las economías asiáticas crecerán este año por debajo de lo previsto inicialmente, como consecuencia de los efectos adversos generados por la crisis en el grupo de la moneda única y los problemas en Estados Unidos, mientras que la AIE informó desde Londres aumento de demanda petrolera en 2013.

La caída de las exportaciones al mercado europeo se combinó con un menor ritmo de crecimiento en la economía estadounidense para llevar a un ajuste en las perspectivas de la región, dio a conocer hoy el Banco Asiático de Desarrollo (BAD), que también estimó en 6,6 % la expansión del Producto Interno Bruto (PIB) para 2012, tres décimas menos que los pronósticos emitidos en abril pasado. Asimismo, para el siguiente año el avance del PIB será de 7,1 % tras revisar a la baja ese indicador respecto a 7,3 % inicial.

Referido al sudeste asiático, el BAD consideró que el crecimiento en el actual ejercicio será de 5,2 %, para añadir cuatro décimas a ese nivel el próximo año. El organismo multilateral advirtió la situación de la economía china, donde se aprecia un descenso de las exportaciones netas, la producción industrial y las inversiones de activos fijos.

Por todo lo anterior, el BAD prevé la expansión china en 8,2 % para el año en curso, con un descenso de tres décimas en comparación con las evaluaciones previas; entre tanto, para la India la entidad mencionó una combinación de elevada inflación y baja demanda, esta última tanto en el mercado interno como el extranjero.

De esa forma, el pronóstico del PIB indio este año señala un repunte de 6,5 %, medio punto menos respecto al análisis precedente, con una tasa de inflación de 7 %.

Mientras, desde Londres se conoció este jueves que la demanda mundial de petróleo llegará en 2013 hasta 90,9 millones de barriles diarios, para un incremento cercano al millón de unidades respecto al actual año.

De acuerdo con la Agencia Internacional de Energía (AIE), ese avance es superior a los 700 000 toneles de aumento correspondientes a 2011 y los 800 000 del ejercicio de 2012. La AIE calificó esa tendencia de aceleración, si bien admitió que el volumen adicional previsto será modesto.

El organismo indicó que los países asiáticos necesitarán 21,5 millones de barriles diarios de crudo, lo cual equivale a un crecimiento de 2,9 % respecto al año en curso. Como elemento para destacar, los requerimientos de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) llegarán a 45,1 millones de unidades por jornada. Sin embargo, los países fuera de ese bloque demandarán un volumen cercano a los 45,7 millones de unidades.

Respecto a los problemas actuales de la economía mundial, la entidad revisó a la baja las perspectivas de crecimiento de 3,5 a 3,3 %. La AIE señaló que al cierre de mayo las reservas de crudo en el conjunto de la OCDE llegaron a 2 672 millones de barriles, lo cual representa cerca de dos meses de consumo. (S.E.)