Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Amplias actividades de China y Rusia en Cubaindustria 2016

Las representaciones de ambas naciones se encuentran entre las más numerosas en este evento

Empresarios chinos y rusos realizan intercambio de trabajo con sus similares de la Mayor de las Antillas en la Con­vención y Exposición Internacional de la Industria Cubana, Cubaindustria 2016, que realiza este martes su segunda día.

En un encuentro entre hombres de negocio de China  y funcionarios del Ministerio  de Industrias (Mindus) de la Isla, Salvador Pardo Cruz, titular de que la  ese organismo, señaló que la industria cubana está envejecida, pues ha carecido durante años de grandes inversiones, por lo que se hace necesario acelerar los procesos de modernización en las distintas ramas del sector (sideromecánica, ligera, química y electró­nica).

Entre los proyectos bilaterales a ser cumplimentados a corto plazo, el Titular mencionó la fabricación de equipos electrodomésticos; el desarrollo de las artes gráficas (renovación de la poligrafía) y la modernización de la fábrica cubana de paneles fotovoltaicos.

En cuanto al uso de energías renovables, Pardo Cruz destacó que se trata de un tema cardinal para la Isla. “Urge cambiar nuestra matriz energética, pues solo 4 % de la energía que empleamos es renovable, dijo. En el 2030 –añadió-, se estima que esta alcance un 25 %, por lo cual fue aprobada, en el 2014, una política cuyo fin es impulsar dichas transformaciones”.

Al respecto, Rosell Guerra Campaña, director de Energías Renovables del Ministerio de Energía y Minas, manifestó que Cuba le ha dado prioridad máxima a este tema, con el propósito de disminuir las importaciones de combustibles y los costos de producción de la energía destinada a la industria y los servicios.

Por ello, el gobierno cubano ha autorizado la realización de un grupo importante de inversiones, entre las cuales figura el montaje de plantas eléctricas a partir de la biomasa cañera; además de parques eólicos y fotovoltaicos. Esta política contempla también el aprovechamiento de los residuos sólidos urbanos, el uso del transporte eléctrico y otras tecnologías, subrayó.

En ese sentido, MiaoWei, ministro chino de Industrias y Tec­nologías de la Información, explicó que se trata de una energía limpia pero inestable, pues depende en gran medida de las condiciones naturales. Por ello, en las zonas con menor índice de desarrollo en nuestro país, al mismo tiempo de las renovables, contamos con el respaldo de energías generadas convencionalmente, señaló.

En China –afirmó- tenemos gran experiencia al respecto, y estamos dispuestos a compartirla con el fin de asegurar el rápido desarrollo de Cuba.

La modernización de la industria electrónica, en particular los electrodomésticos, fue otro de los tópicos abordados. Vicente de la O Levi, presidente del Grupo Empresarial que atiende el ramo, profundizó en los esfuerzos de la Isla para garantizar el uso eficiente de la energía mediante la sustitución de equipos electrodomésticos en los hogares, la producción nacional de cocinas de inducción, televisores, aires acondicionados y luminarias LED, entre otras.

Por otra parte, Brandy Araujo Reyes, presidente del Grupo Empresarial de la Industria Química, hizo referencia a la producción de fertilizantes en Cuba en función del desarrollo agríco­la, así como también de otros productos químicos que faciliten encadenamientos con los demás sectores de la industria.

Durante el presente año, se ha avanzado también en la cooperación en cuanto a maquinarias para el desarrollo agrícola, declaró MiaoWei. Firmamos un contrato para suministrar a Cuba 317 equipos, de los cuales hemos entregado, hasta el momento, 14. En el transcurso del año realizaremos paulatinamente las entregas restantes, aseveró.

Respecto a los proyectos futuros, ambas partes expresaron su interés en cooperar en la fabricación de equipamiento médico; además de la creación de empresas mixtas para la producción de acero inoxidable, vidrio y objetos de primera necesidad.

Asimismo, durante la jornada fue firmado el plan de acción 2016-2018, para implementar el memorando de entendimiento suscrito entre ambas naciones en el 2014.

Rusia

Como país invitado de honor y su participación en la modernización de la industria cubana, en particular la siderúrgica, Rusia será este martes el centro  de la Convención y de la Feria.

Por primera vez ese evento dedica una de sus jornadas a un país participantes con el argumento de los convenios y aportes en programas de gran impacto en el desarrollo económico y social de la Isla, como la producción de acero decisiva para los programas constructivos, así como la fabricación de equipos automotrices y ferroviarios.

De acuerdo con los organizadores de Cubaindustria, el programa de actividades contempla un foro de negocios entre empresarios rusos y cubanos, la firma de varios acuerdos de intención, una exposición de ornamentales de vidrio soplado alegóricos a esa nación y un desfile de modas.

Sobresale en la agenda una conferencia magistral sobre la experiencia de la capacitación en una universidad rusa del personal de Antillana de Acero, la mayor siderúrgica cubana, con vistas a su renovación y ampliación de capacidades. (Periódico Granma y Prensa Latina)