Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Pinareños por mayores producciones de alimentos

Intercambia Salvador Valdés Mesa, primer vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros, con directivos del sistema agrícola vueltabajero

Lograr las libras de viandas, hortalizas, frutas y proteínas per cápita  por habitantes a partir de mayores rendimientos por áreas, mejor planificación y contratación son premisas del sistema empresarial agrícola en esta provincia vueltabajera.

Eso conllevará, además, a satisfacer la demanda de la industria, sustituir importaciones e incrementar las exportaciones.

Pero aún es insuficiente cuánto se logra al ser bajos los índices de contratación, requerimiento que  impone mayor control y exigencia al disponerse de la tierra y la fuerza de trabajo requeridos. Al cierre del pasado año, la contratación en Pinar del Río solo abarcó el 36 % de la producción total.

Ante la problemática,  en esta provincia se acomete un proceso de revisión de la contratación que facilitó el diálogo con unos 30 000 tenentes de tierras para evaluar el aumento de sus planes, a partir de las particularidades y condiciones existentes en cada propiedad.

Al respecto, Salvador Valdés Mesa, miembro del Buró Político del Comité Central de Partido y primer vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros, durante un intercambio con directivos de este sector insistió en que es importante la ejecución real del plan a nivel de cada productor, y que las  empresas tienen la responsabilidad de controlar y dirigir.

También, llamó a perfeccionar la planificación desde la propia macroeconomía hasta los productores, a quienes hay que visitar, dialogar con ellos, escuchar sus inquietudes ante la falta de recursos, orientarlos, conducirlos y pagarles con rapidez cuanto se le compra.

Durante el chequeo del programa de autoabastecimiento se insistió en la importancia de lograr llevar todos los días a las placitas y mercados agropecuarios, productos de calidad y limpios para la población.

En tal sentido se habló acerca de la actual campaña de frío de cultivos varios que pese a la tensa situación en los campos por las precipitaciones registradas y como consecuencia de estas la aparición de enfermedades, trascendió que prosiguen las siembras para alcanzar las 59 428 hectáreas comprometidas y que ya exhibe unas 50 000 de viandas, granos y hortalizas.

Las últimas lluvias ocasionaron la pérdida de 120 hectáreas y  se afectaron 1 358 por lo que se recolectan los renglones aptos  para el consumo y se intensifican las plantaciones, comentó Ortelio Rodríguez Perugorria, subdelegado agrícola.

Pese a los contratiempos meteorológicos y el deficiente estado técnico del  transporte de la Empresa Provincial de Acopio para estos fines y otros encargos, prosigue la entrega  de tomate a la industria la cual debe asimilar 14 500 toneladas en la presente campaña y se crean condiciones alternativas para su procesamiento  que aportará la materia prima  para la fabricación de distintos derivados, así como se garantiza la entrega al Mincin de las 5 200 toneladas de frijol  y se hacen ingentes esfuerzos en el arroz en pos de mayores rendimientos.

El reto es significativo en el sector agrícola pinareño, pero existe el consenso de que si prima el control, la disciplina, el orden y una rígida contratación habrán planes, producciones y se evitará el desvío de las mismas en aras de mayores beneficios para los habitantes de este territorio del occidente cubano.