Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Aprovechar mayor maduración de las cañas

Resulta imprescindible mantener altas molidas para beneficiarse del mejor momento de la zafra

Tras sobrecumplir en 10 % el plan de producción de azúcar de la llamada zafra chica (de noviembre a diciembre), las máximas autoridades del país han convocado a los azucareros cubanos a mantener su mayor esfuerzo para aprovechar al máximo el momento actual de mayor maduración y rendimiento de las cañas.

La cosecha 2018-2019 transita ya por su período decisivo, según expertos, del 15 de enero al 15 de abril, cuando las cañas alcanzan su tiempo óptimo de madurez, ocasión adecuada que, sumado al comportamiento favorable del rendimiento industrial, -actualmente superior a lo previsto-, sin dudas contribuirá a un mejor resultado final de la temporada azucarera cubana.

El licenciado Liobel Pérez Hernández, comunicador del Grupo Azucarero Azcuba, informó a
Opciones que aunque en los primeros días de enero se han registrado algunos problemas logísticos como roturas de turbogeneradores recién instalados en centrales del país, la zafra marcha según lo programado.

Significó que, hasta la fecha, se sobrecumple el plan de azúcar y se registra un rendimiento industrial superior. No obstante, señaló,  aunque el aprovechamiento potencial en los ingenios es ligeramente inferior (4 % por debajo de lo planificado), “resulta imprescindible hacer molidas mayores para utilizar el mejor momento de la zafra”.

Autoridades del sector destacaron los resultados favorables hasta el presente, fruto de la aplicación por el Grupo Azcuba de una estrategia adecuada  para evitar el deterioro de la gramínea, que permitió el adelanto del inicio de los cortes y molida de las cañas, una buena parte quedada de la temporada anterior, debido a fenómenos hidrometeorológicos.

El Máster en ciencias Eduardo Lamadrid Martínez, presidente de la Asociación de Técnicos Azucareros de Cuba (ATAC), significó además la pronta actividad fabril de los centrales que hacen zafra este año, lo cual evidencia que los azucareros pueden hacer muchas cosas cuando se trabaja bien, sin chapucerías, y cuando se hace un uso correcto de las normas técnicas, publicó la Agencia Cubana de Noticias.

Sin embargo, aclaró que no todos los territorios sobresalieron en la producción de 250 000 toneladas de azúcar entre noviembre y diciembre pasados, cuando rebasaron sus cálculos 10 provincias y 34 centrales, de los 54 en activo en la actual contienda.

Para Lamadrid Martínez, el hecho en sí tiene la gran ventaja de que contribuye a satisfacer los compromisos con el mercado internacional y si se produce algo más, entonces la economía de la nación puede recibir un financiamiento adicional para su beneficio.

Además, señaló, es una gran motivación para iniciar el momento cumbre de la zafra de enero a abril, cuando se pone en tensión la industria y la capacidad productiva de la agricultura cañera.

Estimó que el plan en general puede cumplirse, pero todos tienen que trabajar bien, desde los técnicos con su exigencia por las normas, sin permitir indisciplinas tecnológicas y aprovechando al máximo la disponibilidad de la caña por los trabajadores del sector en su conjunto.

Cortadora de cañas sobre esteras

La primera cosechadora de caña CCA 5500 montada sobre esteras inició en Cuba su período de pruebas en los campos del central azucarero Loynaz Hechavarría, del municipio holguinero de Cueto.

El equipo, diseñado totalmente por especialistas del Centro de Desarrollo de la Maquinaria Agrícola (Cedema) y ensamblado en la Empresa 60 Aniversario de la Revolución de Octubre, conocida por KTP, ambos en Holguín, fue construida en la República Popular China, donde radica la industria tecnológica que materializó este proyecto con especialistas cubanos.

Según expertos, la referida máquina cortadora de cañas posee mejoras que se aprecian, fundamentalmente, en el sistema hidráulico, lo cual le permite adaptarse a las condiciones del terreno y realizar un corte más efectivo.

Además de esa ventaja respecto a su antecesora, la CCA 5000, el uso de esteras permite operar en condiciones de mayor humedad y reducir la compactación del terreno, en comparación con las de ruedas neumáticas, un problema tomado en cuenta históricamente por los productores de caña, explicó.

Destaca un despacho de la ACN que la nueva máquina cumple las expectativas productivas durante las pruebas diurnas y nocturnas, sujetas al monitoreo constante de especialistas chinos de la empresa que fabrica la cosechadora, junto a proyectistas de Cedema e investigadores de la Universidad de Holguín.

Directivos del sector azucarero reconocieron la favorable arrancada y el desempeño actual de los ingenios camagüeyanos que hacen zafra en esta temporada, aunque se necesita estabilizar la norma potencial de molida y elevar los rendimientos industriales, evitar las pérdidas en cosecha y cumplir diariamente el plan.