Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Turismo y comunidad: gran aporte al desarrollo

Esta temática se desarrolló como eje conductor del XXVI Congreso de la Confederación Panamericana de Escueas de Hotelería, Gastronomía y Turismo, en la capital cubana

A partir de singulares atractivos y sus tradiciones, las comunidades impactan con fuerza creciente en el turismo y hacen aportes significativos a su desarrollo. Tal certeza se pudo constatar en el XXVI Congreso de la Confederación Panamericana de Escuelas de Hotelería, Gastronomía y Turismo (Conpeht), celebrado en la capital cubana.

Esta temática definida como eje central de la cita, de corte académico, fue tal vez la motivación especial que atrajo a más de 500 asistentes, en representación de una veintena de países presentes en las jornadas, en el Palacio de Convenciones de La Habana.

Además del interés por abundar en dicha vertiente se pudieron constatar algunos ejemplos del avance de Cuba, a partir de proyectos que actualmente atraen a gran cantidad de visitantes internacionales, como las afamadas ciudades patrimoniales, en especial el Centro Histórico de La Habana Vieja, donde se realizó la primera actividad de este congreso para mostrar cómo se expande un proyecto de gran alcance social y de restauración con repercusión en el ámbito turístico comunitario.

En la inauguración del Congreso, Alexis Trujillo, viceministro primero de Turismo, destacó ese sitio interesante y valioso de la capital cubana y otros que también tienen alta demanda entre los viajeros. Igualmente, se refirió a cómo en la Mayor de las Antillas resulta vital la participación de la comunidad en el desarrollo turístico, a partir de los valores auténticos de las localidades.

Al respecto,  Ramón Martínez Gasca, presidente de la Conpeht, señaló la necesidad de comprender el lugar prioritario del gran modelo que representa el turismo comunitario, para que dicha actividad demuestre a otros sectores que este camino permite el desarrollo en beneficio de la calidad de vida.

Según sus palabras a la prensa, cada año cambia el tema del congreso y para este se eligió el turismo comunitario, porque tiene muchos vínculos con los países de la región. Indicó que en estas naciones quienes están inmersos en el sector tienen la obligación de velar también porque las personas en sus propias comunidades puedan desarrollar ciertas actividades, que los involucren en una vertiente de esta industria.

Destacó su repercusión por los aportes a la comunidad, por representar una alternativa de desarrollo y un medio para alcanzar más bienestar. Por eso, dijo, los que estamos en este sector tenemos que ser hilos conductores para impulsar esta temática con todo orden,  de acuerdo con las políticas de cada uno de los países y propiciar el avance de este tipo de turismo tan importante hoy.

Resaltó el momento trascendente en que se efectúa el Congreso pues coincide con el auge del turismo internacional en la Isla, un destino que reporta gran crecimiento en el sector de los viajes, acompañado por un amplio procedo de formación del personal que labora en esta esfera.

Aseguró que los ojos del mundo en el ámbito turístico están en La Habana, al referirse a la repercusión esperada del Congreso de Conpeht, confederación integrada por 110 instituciones docentes que celebró la edición 26 de una cita que constituye “ un referente muy importante porque toca por primera vez  un tema que permitirá llevar este mensaje a todos los países”.   

Miriam Rendón Fernández, directora de Formatur, al frente de la convocatoria, destacó que esta edición del Congreso profundizó en cómo el turismo desempeña un papel importante en el desarrollo de las comunidades.

Precisó que esta cita celebrada por segunda ocasión en Cuba, la primera fue en 2002, tiene una acción social muy importante, por ello para las visitas profesionales se eligieron lugares emblemáticos que permitieran mostrar distintas experiencias, por ejemplo, la comunidad de Las Terrazas, en la provincia de Artemisa, cuyos habitantes se desempeñan en torno al turismo y a Varadero, el principal destino de sol y playa de la Isla.

Buena aliada

La capacitación en materia de turismo constituye una de las principales aliadas de esta industria.  Por eso este congreso organizó un concurso para los docentes  y otro para estudiantes, con el propósito de estimular las investigaciones y hacer aportes en diferentes materias que pueden contribuir con el perfeccionamiento del sector y sus prestaciones.

Igualmente, se incluyó un certamen de la culinaria, de gran rigor metodológico e investigativo por el cual los participantes muestran la gastronomía de sus respectivos países, pero mediante elementos de la nación sede. Este año por primera vez se incluyó un ciclo de conferencias para todos los interesados, sobre temas de gran relevancia y actualidad a cargo de prestigiosos expertos.

Para enfocar la labor comunitaria se incluyeron varios ejes temáticos mediante los cuales se pudo abundar en el valor de la cultura agrícola, en el efecto multiplicador del turismo, el consumo y la exportación en plaza de los productos. También se habló acera de las rutas temáticas y del mestizaje. Igualmente se valoró la disyuntiva entre la ciudad y el campo, el turismo rural y se examinaron los vínculos entre comunidad y formación turística.

Se dejó claro cómo la capacitación de los recursos humanos hace aportes imprescindibles a la industria del ocio, en su constante desarrollo con procesos de cambios, muchas veces impuestos por las preferencias de los diferentes mercados emisores y de potenciales viajeros.

Desde hace algunos años los conocimientos y la posibilidad de experimentar vivencias propias en diferentes aristas de la cultura local del país visitado constituyen uno de los principales puntos de mira y, en concordancia, son necesarios profesionales capaces de satisfacer tales expectativas.