Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Casi 200 años de leyendas revividas

Cumplirá 200 años de fundado el Restaurante-bar Floridita gastronomía y la cantina cubana

A la vuelta de tres años cumplirá 200 de fundado el Restaurante-bar Floridita, símbolo de la gastronomía y la cantina cubanas y donde se elabora uno de los cócteles más conocidos internacionalmente, el inigualable Daiquirí,  con hielo frapé y marrasquino, el cual ha trascendido épocas y fronteras para seguir una tradición y completar la leyenda.

Esa misma que por estos tiempos atrae a diario  a unos 300 visitantes durante la temporada alta de turismo en la Isla, con la ilusión de vivir su propia experiencia en ese recinto que perpetúa la vida e imagen del célebre escritor Ernest Hemingway, quien contribuyó de manera especial a que en épocas pasadas ese fuera sitio de encuentro de intelectuales y grandes celebridades del arte y el deporte.

Para reavivar esa historia Andrés Arencibia Mohar, gerente general, recuerda que esa instalación -inaugurada en 1817- cobró mucho auge con la presencia de Hemingway durante los 20 años que vivió en Cuba, quien, en su opinión, "marcó una impronta pues aquí se reencontraba con sus amigos, leía la prensa, se preparaba sus propios cócteles y vivía su espacio, y eso es lo que vienen buscando los clientes hoy, pues quieren saber dónde se sentaba, qué tomaba y qué comía el premio nobel de Literatura".

En el bar aún se encuentra la misma barra de caoba de 10 metros de largo, también el busto a Hemingway dedicado por los trabajadores en 1954 para perpetuar su eterna presencia en ese lugar en el cual su estampa se torna cercana con la estatua del escritor creada por el artista de la plástica Villa Soberón y que incrementa la magia de ese sitio, merecedor de más de una veintena de reconocimientos y distinciones y cuya lista visitantes de gran relevancia sigue aumentando cada día.

Cuenta Arencibia Mohar que el Floridita original ocupaba el recinto llamado La Piña de Plata, y tenía en sus orígenes ese mismo nombre. Más adelante, en una de sus ampliaciones, se le añadió el bar y luego el restaurante, las tres áreas que todavía siguen prestando servicios y atrayendo al público de manera especial, hasta convertirse en sitio de referencia del turismo en el país.

 En el surgimiento de ese bar la cantina hizo aportes que constituyen valioso legado; asimismo, el restaurante -inaugurado en 1910- constituye referencia por promover una culinaria de buen gusto desde sus orígenes. Su diseño simula la bahía capitalina, lo cual se recrea en los lienzos de la ambientación con estampas de los tres poblados que la rodean, Regla, Casablanca y La Habana  

Otra tradición nacida recientemente enriquece la historia del Floridita en estos tiempos. Se trata del Concurso de Cantina el Rey del Daiquirí, iniciado en ocasión del aniversario 195 de esa casa, y que contó con la participación de profesionales de esa especialidad pertenecientes al actual Grupo Empresarial Extrahotelero Palmares y a otras cadenas del sector del turismo.  Para julio próximo está anunciada la edición de 2014, precisó el gerente general.

También destacó los resultados del pasado año cuando esa casa ingresó 1 306 000 CUC y recibió más de 100  000 visitantes.

Desde el punto de vista empresarial, se ha convertido en una marca internacional con franquicias en Reino Unido y Viena.