Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Brasil avanza hacia autorización del cultivo de caña de azúcar en Amazonia

El proyecto, que aún debe ser aprobado por la Cámara de Diputados, autoriza  la plantación de caña de azúcar en zonas deforestadas o de sabana, pero no en  las regiones donde hay aún selva nativa

La comisión de medioambiente del  Senado brasileño aprobó un proyecto de ley que autoriza la plantación  de caña de azúcar en la Amazonia y que los ecologistas califican de grave  retroceso ambiental.

El proyecto, que aún debe ser aprobado por la Cámara de Diputados, autoriza  la plantación de caña de azúcar en zonas deforestadas o de sabana, pero no en  las regiones donde hay aún selva nativa.

Para los senadores favorables al texto, es necesario aumentar la producción  de caña “para responder a las futuras demandas de etanol y de azúcar” y  asegurar el desarrollo de la Amazonia, una región pobre y con escasos servicios.

La exministra y exsenadora ecologista Marina Silva, que obtuvo un tercer  puesto en la elección presidencial de 2010, deploró en su cuenta Facebook un  grave retroceso ambiental.

La batalla para la extensión de la “frontera agrícola” enfrenta desde hace  años en Brasil a defensores del medio ambiente -sobre todo de la selva  amazónica- con el lobby agrícola, extremadamente poderoso en este país de  tamaño continental.

La comisión de Medio Ambiente del Senado es presidida desde febrero por  Blairo Maggi, a la cabeza del grupo André Maggi, primer productor mundial de  soja.

El nuevo Código Forestal de Brasil fue aprobado por el Congreso en 2012 y al  cual la presidenta Dilma Rousseff opuso su veto parcial.

Brasil, cuyas tierras cultivadas representan cuatro veces el territorio de  Francia, es el primer productor o exportador mundial de café, caña de azúcar,  carne y jugo de naranja. Disputa a Estados Unidos la plaza de primer productor de soja. (EFE)