Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Voleibol venezolano con la mira en Beijing

El objetivo central del sexteto sudamericano en este ciclo es obtener un cupo para la cita estival de Beijing 2008

El técnico cubano Eliseo Ramos, preparador principal de la selección venezolana varonil de voleibol, es enfático al afirmar que el objetivo central del sexteto en este ciclo es obtener un cupo para la cita estival de Beijing 2008, según informa Prensa Latina.

Para la actual preselección fueron convocados 18 jugadores, seis de ellos en ligas en el exterior, quienes cuentan de conjunto una media de 1,98 metros de altura y siete sobrepasan los dos metros.

“En estos momentos trabajamos con un equipo joven de 23 años de edad como promedio para incrementar la población de voleibolistas, y con este colectivo participamos en la III Olimpiada del Deporte Cubano”, comentó.

Durante 2006 los venezolanos tienen además una amplia agenda competitiva cuyo centro son los XX Juegos Centroamericanos y del Caribe, fijados para Colombia del 17 al 30 de julio.

Antes de la cita regional, la Federación nacional de la disciplina concibió un calendario que incluye topes con los conjuntos de Brasil, Italia y Argentina, y una cuadrangular en la norteña nación africana de Túnez.

La programación de este año tiene previsto además la Copa América en septiembre y, como colofón, el XVI Campeonato mundial en tierras japonesas en el penúltimo mes del año.

UNA OJEADA A LA SELECCION

“El propósito con el conjunto venezolano es elevar el nivel competitivo y las condiciones físicas, para darle al cuadro posibilidades de trabajo futuro con mayor tranquilidad”, aseveró.

El avezado especialista subrayó que en estos momentos el colectivo tiene un mayor equilibrio en sus filas, al contar con una cantera de por lo menos tres jugadores por posición, “lo cual nos permite laborar con objetivos a largo plazo”.

Recordó que a su llegada a esta nación sudamericana, hace poco más de un año, contó con solo 13 jugadores para enfrentar la Liga Mundial de la modalidad, donde los morochos terminaron en la novena posición.

“Ahora contamos con 22 jugadores de perspectivas, aquí y en las filas juveniles, que estarán dentro de un tiempo en su máxima madurez”, afirmó.

Ramos aclaró que no se le ha dado de baja a ningún jugador de etapas anteriores, solo que a esta convocatoria descartaron llamar a tres atletas con poco futuro en el equipo nacional por la edad.

“No trabajamos con los nombres sino por el rendimiento, todo lo que hacemos es con seriedad y no tengo nada contra ningún atleta, jugará el que mayor rendimiento tenga”, enfatizó.

“Una selección requiere disciplina, rendimiento, y que en los partidos decisivos juegue con precisión, de ahí que necesitemos jugar un número no menor de 50 encuentros internacionales”, apuntó.

A juicio del preparador, el mayor énfasis estará en fortalecer las capacidades físicas donde se han presentado, dijo, los problemas más agudos.

En la conversación Ramos reiteró como meta a largo plazo de Venezuela, clasificar para la Olimpiada en la capital china.

“¿Por qué tanta seguridad? En primer lugar porque veo un potencial en la juventud de los muchachos y hay un aspecto importante: Brasil por ser campeón le abre el camino a un cupo más a la región, el cual tenemos que discutirlo con Argentina”, precisó.

Según el entrenador, los gauchos han renovado considerablemente su plantel y los mejores jugadores de la nación rioplatense están ahora fuera de la selección local.

“Hemos analizado esta situación, Venezuela no ha tenido importantes bajas y nuestros atletas de alto nivel se mantienen en el grupo”, enfatizó.

Significó que la mira de todo preparador tiene que estar en los Juegos Olímpicos, “el que no mire a esa competencia carece de aspiraciones, es lo máximo de un entrenador y de un deportista”.