Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Contramaestre, Santiago de Cuba: Desarrollo local y calidad de vida

El Estado cubano implementa el desarrollo local en los territorios mediante de diferentes programas económicos que posibiliten el autofinanciamiento y la generación de ingresos de forma sostenible

El Estado cubano implementa el desarrollo local en los territorios mediante de diferentes programas económicos que posibiliten el autofinanciamiento y la generación de ingresos de forma sostenible. Además, se asume el principio de sustituir importaciones a partir de la autogestión económica para mejorar la calidad de vida de los habitantes del lugar en cuestión. Actualmente el impacto de la pandemia de la Covid-19 ha ratificado la necesidad de este tipo de proceder.

Estos proyectos locales abogan por la integralidad y la utilización óptima de los recursos humanos, naturales y materiales, considerados como objetivos fundamentales del trabajo que realizan los Órganos de Gobierno en los municipios.

Para su desarrollo se tienen en  cuenta los recursos endógenos, los cuales incluyen lo social, cultural, histórico, institucional y paisajístico, con el objetivo de  transformar la economía local y encaminar las comunidades hacia el desarrollo sostenible y la resiliencia.

En los municipios de la provincia de  Santiago de Cuba se materializan inversiones de acuerdo con las necesidades y características de cada territorio y en función de contribuir a la diversificación económica, además de  aprovechar los recursos existentes en cada sitio.

Fábrica de helados en Contramaestre

Con las iniciativas del desarrollo local se incrementan diferentes proyectos, los ejemplos son diversos:  las fábricas de helados construidas en varios municipios de Santiago marcan pautas en el despegue económico de estos territorios.

Rodolfo Cabrales Pérez, director de la fábrica de helados en Contramaestre, afirmó: “cuando comenzamos la producción teníamos un plan de 350 galones diarios y en la actualidad hacemos más de 500 y continuaremos aumentando la producción para satisfacer la demanda”.

El directivo afirmó que se elaboran siete y hasta ocho sabores que gozan de la aceptación popular y agregó: “tenemos la responsabilidad de abastecer además al municipio de Tercer Frente y, cuando hay problemas en alguna fábrica de la provincia, también aportamos a esos territorios”.

Emplean equipamientos procedentes de Argentina que tienen ya cinco años de explotación, con esto logran estabilidad en su producción, con el esfuerzo de sus trabajadores y el  movimiento del fórum y la ANIR para que no se detenga la industria.

“En el plan de inversiones del año se prevé la sustitución de los equipos, pero mientras se moderniza la fábrica tratamos de mantener funcionando los que tenemos para asegurar el nivel productivo alcanzado”, precisó Cabrales Pérez.

Para ese colectivo laboral es un reto cumplir con los volúmenes asignados, lo que logran con esfuerzo, dedicación y unidad. Incluso aplican medidas que incluye, si es necesario, la extensión de la jornada laboral.

Al referirse a los compromisos para este año el Director de la entidad santiaguera remarcó: “son muchos, el principal es cumplir y superar el plan de producción y ahorrar al máximo los portadores energéticos; además abogamos por disminuir los gastos con terceros para que la remuneración salarial del colectivo obrero no se afecte”.

Los heladeros contramaestrenses no detienen su faena, ellos están conscientes de que su aporte al desarrollo local es necesario para que el municipio siga avanzando y continúe mejorando la calidad de vida de los lugareños.

Fábrica de mayonesa

En el mismo centro de Contramaestre existía una obsoleta fábrica de mayonesa, allí casi todo el proceso se realizaba manualmente, a partir del desarrollo local el centro cambió.

Ahora esa pequeña industria posee tecnología moderna, esto le permite a sus obreros garantizar su presencia en los Mercados Ideales de Santiago de Cuba y del propio lugar.

La instalación funciona hace alrededor de tres años y es fruto del proyecto de desarrollo local;  se distingue por su impecable higiene, organización y control de los recursos y producción terminada.

Durante el período de cuarentena impuesto por la Covid-19, esta industria no detuvo su quehacer; garantizaron las medidas de seguridad y de ese modo mantuvieron las producciones tan necesarias para la población de la provincia.

Trabajan además por incursionar en el mercado en divisa y contribuir desde lo local a la sustitución de importaciones.

La calidad se cumple con los parámetros exigidos por el registro sanitario para este tipo de producto.

Desafíos para avanzar

En materia de desarrollo local los habitantes de Contramaestre saben que les falta mucho por hacer y lograr, pero los pasos dados ya reportan sustanciales ingresos al territorio con los que pueden ir materializando otros programas, principalmente en la industria alimenticia, de materiales de la construcción y la agricultura.

Justamente en la agricultura, en la zona de Los Bungos, donde existía un plan de escuelas en el campo, la Empresa Cafetalera LIDECA desarrolla planes productivos que auguran excelentes resultados con el intercalamiento de producciones, desarrollo porcino y de frutales, así como de la progresión de siembra de café en el llano, mediante tecnología vietnamita.