Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Sortear obstáculos en el mercado internacional

El encarecimiento de las importaciones en esta rama son causadas por el bloqueo económico impuesto a Cuba por Estados Unidos

Antes del disfrute en Cuba del apreciado néctar obtenido del café las entidades encargadas de abastecer al país con ese producto, deben despejar escabrosos caminos, salir a la conquista del mercado internacional y sortear obstáculos para asegurar volúmenes necesarios de ese grano y los envases para la adecuada comercialización del café en polvo.

Las redes del comercio interno en divisas, el sector del turismo, el de la gastronomía nacional, al igual que los organismos y para la población la canasta básica (subsidiada) reciben el producto tostado y molido  en bolsas de distintos tipos y formatos, que son importadas en su totalidad, pues la Isla carece de industrias especializadas en esos renglones.

Algo usual en otras partes, sin embargo difiere en este caso, ya que para acceder a tales aseguramientos las empresas importadoras se ven en la necesidad de obtener esas mercancías en lugares lejanos como Europa y de naciones latinoamericanas, desde las cuales se deben trasladar a terceros países y luego reembarcarlas hacia Cuba, según explicó Aida Gelpi Martín, directora técnica y de desarrollo de la empresa Cubacafé.

Puntualizó que esas dificultades las provoca el bloqueo económico, comercial y financiero impuesto al país, desde hace más de 50 años, por el gobierno de los Estados Unidos, el cual prohíbe la entrada a esa nación de embarcaciones que hayan tocado puerto cubano.

De esa manera, dijo la Directora, se encarecen notablemente las importaciones por el pago excesivo de fletes. Acerca de los envases explicó que se pudieran abaratar las compras si Cuba pudiera acceder a ese mercado en el vecino del Norte, dada la corta distancia geográfica que separa a las dos naciones. Pero tampoco es posible pues el mismo bloqueo impide ese tipo de vínculo comercial y no permite a la Isla realizar operaciones en dólares estadounidenses.

Producciones de Cubacafé

La empresa Cubacafé se dedica a la torrefacción, molidado, envase y comercialización de café en todo el territorio nacional. Para tales labores dispone de 15 unidades empresariales de base, de las cuales 13 se ocupan de la torrefacción y envase, y se encuentran en distintas provincias del país. Según lo previsto este año la entidad deberá cumplir producir 19 179, 5 toneladas de café.   

Mediante ese desempeño abastece de café cubano puro 100 %, al sector del turismo y a las redes del comercio interno en divisas, que representan una pequeña parte del destino de sus producciones. A esos segmentos del mercado entrega las marcas de café nacional: Turquino, Serrano, Regil, Cohiba, Montecristo y Arriero. También le garantiza a la corporación CIMEX sus marcas Cubita y Caracolillo.

Igualmente, asume las entregas a los organismos y a la canasta básica que abastece a la población del país. Para ese destino Cuba debe importar las materias primas necesarias para la mezcla del café.

Explicó Aida Gelpi que en 2011, dado el alto precio del café, producto bursátil en el mercado internacional, se asumió una nueva política de ahorro económico, que permitiera al país adquirir otros productos alimenticios. Se decidió entonces preparar un café mezclado con chícharos, como ya se había hecho en otro momento crítico de la nación y de esa manera ofertarlo en la canasta básica subsidiada y a los organismos del Estado. Por la aplicación de esa medida el país se ahorra alrededor de 20 millones de dólares al año, precisó la funcionaria.

Al respecto añadió: "En ese café para la población, que representa  70 % del destino de la producción de la empresa, el país gastaba cada año alrededor de 45 millones de pesos. Una tonelada de café cuesta entre 2 800, 3 200 o 3 400 pesos, y el país llegaba a consumir 22 000 toneladas de café".

Para la referida mezcla Cuba importa ahora café desde Brasil y también debe comprar en el mercado internacional la materia prima de los envases necesarios para que cada mes llegue a todos los cubanos su paquete de café de la marca Hola.

Referencias

Degustar una taza de café en las mañanas constituye una costumbre universal, y también en Cuba, por tal razón se mantienen las estrategias en mercado para garantizar la permanencia del producto, así como la calidad de su presentación comercial en las redes de tiendas y en el turismo, el cual solo consume café puro cubano.

En varias provincias se produce café, son éstas: Guantánamo, Santiago de Cuba, Granma y Holguín, así como Villa Clara, Cienfuegos, Sancti Spíritus y en Pinar del Río. Luego de la nueva división político-administrativa se unen Artemisa, Las Tunas, Camagüey, Ciego de Ávila y La Habana.

Explicó que, detrás del petróleo, el café es la segunda mercancía comercializada en el mundo;  calculada en 125 millones el número de personas que viven de su cultivo y que cada año se beben 400 millones de tazas de esa infusión en el orbe.

La producción mundial supera los 100 millones de sacos, desde hace varios años y de esa cantidad se exportan más de 80 millones de esos cada año. Entre los principales exportadores de café se destaca en primer lugar Brasil, que produce café arábica y le sigue Vietnam, con café robusta variedad más resistente a las inclemencias del tiempo.

Los sudamericanos se consideran los mayores exportadores del grano. La Directora técnica y de desarrollo de Cubacafé, expresó al respecto: "se dice que en nueve de cada 10 hogares del mundo en los que se consume café, este proviene de América Latina". Los países más consumidores son Finlandia, Noruega, Islandia y Dinamarca.