Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Homenaje a Fidel de la Fundación Guayasamín

Al cierre de esta edición todo estaba preparado en La Habana para la clausura del homenaje de la Fundación Guayasamín a Fidel por su cumpleaños 80

Infinidad de personalidades del mundo continuaban arribando a La Habana, sede de las actividades.

Muy temprano en la mañana del viernes último llegaba Evo Morales, presidente de Bolivia, también Gabriel García Márquez, premio Nobel de Literatura, quien anunció a su arribo al aeropuerto internacional José Martí que estaría aquí para festejar los 100 de su entrañable amigo Fidel.

La medianoche del viernes 1ro. de diciembre llegó con “Todas las voces todas”, reunidas frente a la Oficina de Intereses de Estados Unidos, convocadas por la Fundación para rendir tributo al hombre más completo que ha conocido la contemporaneidad, al decir del pintor ecuatoriano. Pablo Milanés, Silvio Rodríguez, Miriam Makeba, Daniel Viglietti, y muchos más hasta la sin par orquesta Van Van, desfilaron por la Tribuna Antiimperialista para recordar al mundo que con la unidad otro mundo mejor es posible.

Tras dos jornadas de trabajo en el Palacio de Convenciones, el viernes cerraba el Coloquio Internacional Memoria y Futuro: Cuba y Fidel, que reunió a más de 1 400 personalidades de 81 países de distintas latitudes, que ha permitido una rica reflexión sobre el carácter internacionalista del proceso revolucionario cubano y de su principal inspirador.

Una de las intervenciones que más interés despertó fue la del canciller Felipe Pérez Roque, quien enumeró las quince cualidades de Fidel que su actuación ha sembrado en el pueblo y la Revolución Cubana; y mencionó en primer lugar el concepto de unidad, aporte que al decir de Pérez Roque es el centro y brújula de la acción del pueblo, y condición básica para la defensa y la soberanía de una Revolución; incluso, “para el triunfo de una idea”.

Destacó que los adversarios sueñan -y se equivocan- que con la ausencia física del Jefe de la Revolución Cubana puedan desaparecer las ideas, las convicciones y los principios sembrados por él en su pueblo y en el mundo.

Fidel aspira a que de él solo queden las ideas. Convaleciendo, recuperándose y regresando al combate, propinará a esos enemigos, asentados en el odio y la mediocridad, una nueva derrota, puntualizó.

Tuvo palabras de elogio hacia la Fundación Guayasamín, y hacia los presentes por convencerlo de la celebración de su cumpleaños 80, que de otra manera hubiera sido íntima y modesta.

Si tiene una virtud, refirió el Canciller en referencia al mandatario cubano, es su honestidad total y rechazo a la vanidad, a lo cual ha enseñado a todos a su alrededor.

Destacó el profundo cariño, el sentimiento que el pueblo cubano siente por su líder histórico, al ver en él al padre, hermano mayor y a la familia propia.

Pérez Roque manifestó que la Isla ha resistido, sin rendirse, en este momento peculiar de la historia en que los cubanos, tranquilos, firmes y esperanzados, acompañan la convalecencia de Fidel, en un hecho inédito en estas casi cinco décadas, en las cuales ha mostrado una salud de hierro en sentido general.

La sesión de clausura del homenaje por el cumpleaños del Jefe de la Revolución Cubana, organizados por la Fundación Oswaldo Guayasamín, estaba prevista para la tarde del viernes último en el teatro Karl Marx, de la capital, como colofón de un intenso programa iniciado el martes último, que ha demostrado el carácter universal y solidario que anima a la Revolución Cubana y a su líder histórico.