Opciones

Semanario Económico y Financiero de Cuba

Jardines del Rey sigue en la preferencia

El destino turístico Jardines del Rey, ubicado en los cayos al norte de la provincia Ciego de Avila, debió finalizar el 2004 con más del 20% de crecimiento en la llegadas de vacacionistas extranjeros

El destino turístico Jardines del Rey, uno de los más jóvenes y promisorios del país, ubicado en los cayos al norte de la provincia Ciego de Avila, debió finalizar el 2004, según estimados, con más del 20% de crecimiento en la llegadas de vacacionistas extranjeros. Hasta noviembre último ese indicador reportó el 25% de aumento en los arribos, con lo cual se confirmaba la preferencia dado el interés mostrado por dicha zona, en diversos mercados internacionales, según precisiones del sitio en Internet del Ministerio de Turismo.

Al respecto se argumentó que en esos avances influyeron la estabilidad en la gestión comercial, ratificada por las crecientes emisiones desde mercados como Canadá, Reino Unido, Italia y Argentina, entre otros, así como el efectivo soporte de servicios de óptima calidad y la hospitalidad y profesionalidad de la fuerza laboral.

También fueron determinantes los preparativos de la temporada alta, durante la cual fueron acondicionadas las instalaciones de la red hotelera y extrahotelera y de otras entidades de apoyo que directa o indirectamente contribuyen con el buen desempeño del sector en esa región. Para dicha etapa, que se extenderá hasta abril de 2005, los hoteles y villas de Cayo Coco y Cayo Guillermo acogerán un número de turistas superior al de temporadas precedentes al aumentar los vuelos y las solicitudes de alojamiento.

Estos dos cayos exhiben la belleza de lo virginal. Allí el hombre solo asegura las comodidades del mundo moderno para que se pueda complementar el entorno creado por la naturaleza durante siglos, y que hoy se preserva con esmero. Cayo Paredón Grande, el más pequeño y no menos acogedor, está a punto de iniciar su desarrollo turístico, señala un despacho publicado en el portal Cubatravel.cu.

El valor turístico de Jardines del Rey, dice, se refuerza, además, con la concurrencia de elementos naturales de excepcional belleza, como su interesante y variada avifauna (más de 200 especies conviven en la zona), así como el alto grado de conservación que presentan los ecosistemas marítimos y terrestres del área.

Entre los más de 4 000 cayos e islotes que integran el archipiélago cubano se encuentran Coco, Guillermo y Paredón Grande, adonde llegó hace más de 500 años el conquistador español Don Diego Velásquez, quien quedó deslumbrado por la exuberante naturaleza. No por azar los bautizó con el nombre de Jardines del Rey, en honor al monarca español Fernando el Católico.

En ese sitio turístico distinguido por los abundantes recursos naturales, el país ha emprendido un impetuoso desarrollo, por ello es considerado uno de los destinos de crecimiento más dinámico en el sector del turismo. Dispone de más de 3 600 habitaciones, con categoría de cuatro o cinco estrellas y múltiples ofertas recreativas, culturales, gastronómicas, así como excursiones hacia diversos sitios del país y del Caribe.

Por su dimensión, Cayo Coco ocupa la tercera posición en el archipiélago nacional, con una extensión de 370 kilómetros cuadrados y el atractivo adicional ofrecido por 22 kilómetros de excelentes playas, complementadas con una vegetación de manglares y cocoteros. De menor tamaño, Cayo Guillermo, con apenas 18 kilómetros cuadrados de extensión y abundante flora y fauna, tiene cinco kilómetros de hermosas playas. Una de ellas, cuya particularidad adicional es la de contar con dunas de hasta 16 metros de altura, fue nombrada Pilar, en honor al yate de igual nombre del famoso novelista norteamericano Ernest Hemingway, quien realizó un bojeo a esas costas, a la caza de submarinos alemanes, durante la segunda guerra mundial.

Colonias de flamencos y otras aves migratorias escogen a los mencionados islotes como sitio de escala para su reproducción, suceso que preservan el Gobierno y las autoridades competentes con la construcción de una infraestructura sostenible que beneficie, en primer orden, al entorno natural.

La cercanía de una formación coralina de 400 kilómetros, considerada por los expertos como la segunda en importancia a nivel mundial -después de la australiana-, añade distinción a la oferta de Jardines del Rey, con las más variadas actividades para los amantes de los deportes náuticos y el buceo en aguas de temperatura agradable y excelente visibilidad.

Quienes eligen ese destino tienen la posibilidad de diseñar su propio itinerario. Para ello disponen de excursiones y múltiples recorridos que le permitirán moverse a pie o en coche por toda la región. Hasta allí se puede llegar por vía aérea a través de un moderno aeropuerto internacional, y desde otro lugar del país utilizando los vuelos domésticos cuyas rutas lo enlazan con los principales destinos turísticos de la Isla. Por carretera, una autovía de 17 km de longitud sobre el mar enlaza a Cayo Coco con la red nacional de carreteras del país. A su vez Cayo Coco, Cayo Guillermo y Cayo Paredón Grande están enlazados por una red de viales para facilitar el vínculo directo entre las ínsulas.

Quienes desean llagar por mar, la marina Cayo Guillermo brinda servicios de trámites migratorios, aduanales y de vida a bordo. Esas y otras múltiples razones, también han convertido a Jardines del Rey en uno de los destinos turísticos más promisorios y atractivos de Cuba.

SUCESOS DEL 2004

Entre los sucesos más significativos ocurridos en ese destino, poco antes de finalizar el 2004, y publicados por el por portal en Internet del Ministerio de Turismo, se inscribe la entrega del certificado que acredita el cumplimiento de las normas internacionales de calidad ISO 9001, del 2001, al aeropuerto Internacional de Jardines del Rey, ubicado en Cayo Coco. Dicho documento, válido hasta el año 2007, fue emitido tras las evaluaciones realizadas por la Oficina Nacional de Normalización y la representación en Cuba del Buró Veritas Internacional.

La Empresa Cubana de Aeropuertos y Servicios Aeronáuticos (ECASA) tiene implantado en dicho aeropuerto un sistema de la calidad que satisface los requisitos establecidos para actividades como el aprovisionamiento de combustible, lubricantes y líquidos especiales a las diversas naves. Las exigencias incluyen, también, la gestión comercial y el mantenimiento de la infraestructura aeroportuaria en esa instalación con solo dos años de operaciones.

Otro momento importante del 2004 fue también la llegada del vuelo inaugural de la aerolínea Corsair, procedente de París y con destino Varadero-Cayo Coco, que enlazó por primera vez a Jardines del Rey con la capital de Francia.

Dicha operación, que se mantendrá por todo el año, según Cubatravel.cu, abrió un Club Paladien con el Tourperador Nouvelles Frontier TUI en el Hotel Sol Cayo Guillermo, de la cadena hotelera cubana Gran Caribe, administrado por el grupo Sol Meliá. De esa manera Francia se integró a los principales mercados emisores hacia Jardines del Rey.

Ese aeropuerto internacional dista solo 7 kilómetros de la red hotelera y recibe vuelos directos desde Canadá, Alemania, Italia, Reino Unido y Argentina, entre otras naciones consideradass también importantes mercados emisores. (SE)